El Autocontrol

experimento-mischel[1]

No se trata de no expresar emociones, sino todo lo contrario, el autocontrol requiere justamente la capacidad de expresar emociones de manera fluida, lo cual requiere de un control sobre las mismas para expresarse correctamente. En esta primera entrada explicamos la importancia del autocontrol

emplea este reproductor para oír la explicación

Qué es Wolfy Proyect y la psicología evolutiva

family-that-howls-child-wolf-tshirt-2[1]

Tenemos más similitud con los lobos que con los monos

Para los Sioux, los lobos son enviados por el Gran Espíritu para ayudar al humano a ser más equilibrado y mejorar sus dones sociales. Veamos que nos dicen los Sioux en sus leyendas a cerca de nuestra psicología evolutiva

Llega el atardecer, una familia típica de padre, madre y algunas generaciones de hijos, se reúnen a cantar. Refuerzan con ello los lazos, serenan las ansiedades, el canto grupal actúa por medio de varios efectos, por un lado el intervenir dentro de la armonía total con un aporte individual de su propia voz, hace que se logowolfy2minirefuercen los lazos y se estructure mejor el espíritu de equipo. Por otro lado, las vibraciones largas y constantes que se producen por presión suave del diafragma, equilibran las emociones, mejora el estado de ánimo. Ambos aspectos combinados, el espíritu de equipo más el placer de equilibrar las emociones, inundan de endorfinas el organismo, generando sensación de placer y relajación.

Esta imagen familiar tiene una particularidad, y es el hecho de ser compartida por dos especies íntimamente ligadas: el humano y el lobo. Cualquiera de los dos tiene las mismas características descritas, ambos poseen estructura familiar similar, ambos desarrollan actividades de canto grupal para armonizar emociones y reforzar lazos del grupo.

family-that-howls-child-wolf-tshirt-2[1]Hacia una psicología evolutiva

Nuestra especie ha evolucionado a partir de los primates, nadie discute eso, sin embargo no hay monos que canten grupalmente, y, por otra parte la estructura familiar de los mismos difiere de la humana, ya que se trata generalmente de un macho dominante y varias hembras, siendo que el macho no interviene en la educación de la cría, cosa que sí ocurre entre los lobos y los humanos.

Es extraordinario observar como nos parecemos más a los lobos en tantos aspectos, que a los primates de quienes descendemos.

Esta evolución de la estructura familiar nos ha llevado a desarrollar aspectos psicológicos y psicopedagógicos diferentes, es decir, nuestra psiquis se parece más a la de los lobos que a la de los monos, del mismo modo que nuestros mecanismos de aprendizaje y socialización.

Es por todo esto que las leyendas Sioux no parecen alejadas de la realidad. Los humanos, provenientes de monos que vivían hace diez millones de años en las copas de los árboles, hemos adoptado características que los lobos poseen desde hace mucho más tiempo que nosotros, y por lógica, ellos las dominan mejor que nosotros. Por lo tanto, es perfectamente aceptable la idea de observar a los lobos para aprender a comportarnos como humanos. Esto explica los motivos por los cuales los perros, verdaderos lobos domésticos actuales, son tan populares como mascotas, mientras que los monos no parecen alcanzar demasiada aceptación como ellos.

como cantan las familias de lobos
como vemos, nuestra psicología evolutiva nos llevó de ser monos a lobos

El proyecto Wolfy parte de esta base, y mediante el mismo estudiamos los mecanismos de aprendizaje de los lobos, sus juegos, su pedagogía natural, su estructura psicológica, su socialización, su control emocional, y aplicamos estos conocimientos al desarrollo de mejores juguetes para niños, como así también por supuesto para nuestros perros domésticos habitantes de las ciudades.

Si nos fue difícil en el pasado adaptarnos al pasaje de la manada de monos en las copas de los árboles a las estructuras familiares nómadas en la tierra, hoy estamos adaptándonos a vivir en estresantes ciudades donde habitan varios millones de individuos en un espacio en el que hasta hace apenas 20.000 años vivía una tribu humana de apenas un centenar de ellos, casi todos familiares entre sí.

 

Translate »